Sentir

Sentir

El sentimiento se entrena y crece a medida que lo ejercitamos y su músculo es el corazón. Cada vez que amamos efectuamos ejercicios con nuestro corazón y a la vez recibimos lo mismo de parte de las personas, es un movimiento recíproco.
El tamaño de ese sentimiento y ese corazón es proporcional al amor que desprende, no al tamaño físico de la persona y mucho menos a lo que pueda expresar con palabras porque a veces, la palabra no es lo suficientemente explícita como una caricia.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s