Alejar y alojar

Alejar y alojar

Sólo una letra altera radicalmente el sentido de la palabra. Pasar, con un mínimo gesto, tener al lado o dejarlo ir.
Alojar en el corazón un amor requiere voluntad de permanencia y lucha. Significa abrir las puertas de par en par para que entre y se instale cómodamente, como haríamos con un invitado amado. A veces esa acción debe ser precedida por otra similar en la fonética, alejar, apartar de nosotros sentimientos negativos, personas que ya cumplieron su misión y ya no caben en nuestro corazón, porque debe ser ocupado por la que realmente amamos. Esa acción no es inmediata ni fácil, necesaria para avanzar, imprescindible. Alejar los malos sentimientos para alojar el amor puro que llega y necesita espacio para crecer.
Alejar y alojar o alojar y alejar, el orden no es necesario si el resultado es el amor.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s